Intriga Personal

“Me apasiona la enseñanza; disfruto, quizá de un modo narcisista, induciendo en los demás el interés por problemas que me intrigan personalmente” Jerome Bruner

Relanzando la profesión docente en NYC

Deja un comentario

Susan Engel, columnista del New York Times, ensaya una propuesta de cómo mejorar la calidad de la enseñanza en las escuelas públicas de Nueva York atrayendo un conjunto de personas comprometidas e inteligentes para crear una masa crítica de buenos educadores. ¿Cuál es la receta que sugiere? En un reciente artículo titulado “Teach Your Teachers Well” propone lo siguiente (si bien algunas de estas ideas son discutibles, pueden servir para animar el diálogo en el contexto de nuestro país):

1) Hacer más exigente el proceso de aplicación a la carrera docente. Pero, al mismo tiempo, hacer que la aplicación sea gratuita y se ofrezca una subvención durante los tres primeros años de trabajo en escuelas públicas.
2) Los futuros maestros deben seguir estudiando las materias que le interesan. Al mismo tiempo, aprender como aprenden los cirujanos: en situaciones reales, con el apoyo de mentores especializados.
3) De la misma forma que los terapistas familiares, los futuros maestros deberían aprender mucho de la revisión y el análisis de sesiones de enseñanza que su propia práctica que hayan sido grabadas en video, al igual que de notas que deben tomar diariamente sobre su trabajo en la escuela.
4) Otro elemento que Engel sugiere es aumentar el conocimiento que los futuros maestros deben tener sobre los mismos niños y niñas: “Típicamente, los maestros en formación reciben sólo visiones generales y estáticas sobre las etapas de desarrollo del niño, pero aprenden poco sobre cómo observar a sus estudiantes y usar la investigación y la teoría para entender lo que ven. Tal como James Comer, profesor de psiquiatría infantil en la Universidad de Yale, ha argumentado por años, si no tomamos en cuenta las necesidades del desarrollo de nuestros estudiantes, es poco probable que seamos exitosos enseñándoles.”
5) Finalmente, Engel propone buscar los incentivos financieros para contratar a estos nuevos maestros en grupos de 7 o más: De esta forma, “los maestros jóvenes y talentosos no se desanimarán o dejarán la carrera docente por sentirse aburridos, ineptos, solos o marginados. Más bien, se espera que se sientan parte de una comunidad fuerte de maestros con perspectivas. Buenos maestros requieren buenos colegas.”

Anuncios

Autor: Fernando

Educador y especialista en gestión educativa. Fui Viceministro de Educación entre el 2011 y 2014. Y Viceministro de Poblaciones Vulnerables hasta julio 2016, en el Ministerio de la Mujer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s